Search
Monday 22 January 2018
  • :
  • :

Lo lleva en los genes

Mientras cubría la edición del 2009 del Concorso Italiano, en Laguna Seca, California, me topé con esta niña que por sí solita estaba fotografiando este Porsche Speedster. Tan pequeña y con tan buen gusto. Foto: Andrés O'Neill, Jr.

Mientras cubría la edición del 2009 del Concorso Italiano, en Laguna Seca, California, me topé con esta niña que por sí solita estaba fotografiando este Porsche Speedster. Tan pequeña y con tan buen gusto. Foto: Andrés O’Neill, Jr.

 

Ya les habré contado que cada tercer fin de semana de agosto, la península de Monterey se convierte en la capital mundial de los autos clásicos. Durante toda la semana hay diversas subastas de los autos más exclusivos del mundo, pero entre viernes y domingo se celebran tres de los eventos principales: el Concorso Italiano, que es viernes; la carreras de autos históricos en la pista de Laguna Seca, que corren todo el fin de semana y finalmente, el domingo el gran cierre: el Pebble Beach Concours d’Elegance, la exhibición de autos clásicos más prestigiosa del mundo.

En el 2009, cubrí por primera vez el Concorso Italiano y es un gigantesco auto show de carros italianos o autos de marcas de otros países, pero que tengan componentes italianos o hayan sido creados por diseñadores de Italia. Por tanto, además de muchísimos Lamborghinis, Ferraris, Lancias, Alfa Romeos, Maseratis, Fiats e Isos, uno puede ver allí varios Citroën SM con motor de Maserati, Cadillac Allantés diseñados por Pininfarina, o uno que otro Jensen Interceptor, que eran británicos, con motor Hemi de Chrysler, pero diseñados por Federico Formenti, de Carrozzeria Touring.

También tienen un área especial para autos que nada tengan que ver con Italia y allí también hay muchísimos ejemplares muy interesantes. Fue precisamente en esa sección en la que vi la escena más linda de todo el Concorso Italiano: una niña de no más de siete u ocho años, solita, fotografiando un Porsche Speedster. Como un reflejo, subí mi cámara y la fotografié de espaldas mientras ella a su vez, tomaba sus fotos del bello ejemplar alemán.

De momento no la vi con nadie; por sí sola estaba retratando los autos que le gustaban. Supongo que tenía a su familia muy cerca porque nadie estaba hitérico y la nena estaba muy tranquila; de lo más campante tomando imágenes de carros muy bellos.

A la verdad es que la pasión por los automóviles se lleva bien dentro de los genes y en alguna gente se manifiesta bien temprano en la vida. De paso, la niña mostró un gran gusto automotriz.

Comentarios

comments



identicon

Periodista automotriz, escritor, viajero, road tripper y fanático del metal. Su carrera de más de 20 años lo ha llevado a cubrir eventos en países de Asia, Europa, el Caribe y Latinoamérica, además de gran parte de Estados Unidos y Canadá. Actualmente escribe la sección de autos del semanario de negocios "Caribbean Business", las de autos y viajes del semanario "CB en Español" y de las revistas "Imagen" y "Buena Vida". En radio cubre la industria automotriz en el programa "AutoShow 580" (sábados a las 4:00 p.m. con repetición a la medianoche) por la estación WKAQ de Univisión Radio y los lunes en la mañana conduce las cápsulas informativas "MotorShow" en las estaciones "Estereotempo", "Z-93", "La Nueva 94" y "El Circo de La Mega".


4,131 thoughts on “Lo lleva en los genes

  1. mariah carey