">Ad
Search
Monday 12 November 2018
  • :
  • :

Resurge un ALFA ROMEO SPIDER guardado por décadas – TESOROS EN EL JUNKER®

Guardado tras la muerte de un hijo, reaparece un ALFA ROMEO SPIDER almacenado por un cuarto de siglo. Vean el VÍDEO:

Hace como dos años, mi buen amigo José “Moli” Claudio, entusiasta de los autos y al igual que yo, dueño de un Alfa Romeo Spider, me habló sobre dos de estos convertibles italianos que llevaban décadas guardados en una casa en Bayamón, Puerto Rico. Él a su vez, se enteró gracias a un conocido que lo llamó para indicarle sobre ambos vehículos. Quiso ir a verlos y me incluyó en la búsqueda. Y ustedes ya me conocen: nunca digo “no” a estos asuntos.

Cuando llegamos a la residencia, se nos hizo fácil ver uno de los dos Alfas. Es un modelo del 1989 que con la excepción de un toldo que lo arropaba, estaba a simple vista en el garage de la casa. El carro es blanco y aunque está completamente desmantelado, está en muy buenas condiciones. Está sin sus piezas instaladas porque es un proyecto que nunca se completó. Fue desarmado para ser pintado en su totalidad y como casi siempre sucede en esos proyectos sumamente ambiciosos, se quedó allí sin ser finalizado. Pero al menos, el motor, transmisión y todas, pero todas las demás partes están en la casa.

 

 

 

Con el otro Alfa, un modelo de 1987, el asunto fue muy distinto. Está completo y está en un garage justo al lado de la casa, pero no había manera de verlo. Y es que los dueños habían acumulado tantas cosas a lo largo de casi tres décadas, que sencillamente no había manera de entrar a ese segundo garage. Los tereques viejos cubrían la totalidad del interior y llegaban hasta la misma entrada. Al abrir el portón del garage, instantáneamente uno se encontraba de frente con una gran pared de cachibaches. Intenté entrar trepándome por algunas de las cosas, pero sencillamente no había manera de tener acceso. El carro ni se veía por la gran cantidad de cosas que tenía encima. En serio, lo que había allí era una pared casi sólida de cosas viejas.

Hace unos días “Moli” volvió a llamarme con noticias de los Alfas. Me contó que los dueños habían contratado a alguien para limpiar el garage, botar las cosas y por fin poder sacar el Spider para venderlo junto al blanco. Fuimos hasta allá y como ya habrán visto en el vídeo, efectivamente habían sacado bastantes objetos como para que al menos la nariz  y toda la parte frontal del Alfa pudiera verse.

Como habrán visto en el vídeo, aún quedan demasiadas cosas allí como para poder ver bien el auto. Ni siquiera se pueden abrir las puertas, pero al menos han ido progresando. Ahora bien, también se estarán preguntando por qué los autos están allí, especialmente el rojo. Pues como todo auto viejo, estos dos (y nuevamente, especialmente el rojo) tienen su historia… y es una historia muy triste.

LA HISTORIA DETRÁS DE ESTOS ALFA ROMEO

El Spider rojo era de uno de los tres hijos (dos varones y una chica) del matrimonio anciano que vive allí. El joven de 22 años compró el Alfa usado, pero casi nuevo, con muy pocos años de uso. Una noche en 1993, ya llegando él a su trabajo, un conductor que iba a alta velocidad lo impactó por el lado y el joven murió allí mismo. De lo poco que pude observar debido a la escasez de espacio, el auto no quedó destruido del lado del chofer, que fue el que recibió el impacto. La señora me explicó que su hijo aparentemente no llevaba el cinturón puesto, por lo que recibió una severa herida interna tras un golpe contundente con alguno de los componentes del interior del auto.

El Alfa fue llevado en grúa hasta la casa y ella misma junto a su esposo, lo entraron al garage. Ella manejó y su esposo empujó el auto. Con lágrimas, me contó que para ella fue muy traumático entrar al auto en el que su hijo había acabado de morir. Acomodaron el Alfa… y allí se quedó hasta el día de hoy.

Me contó que en su proceso de luto, el papá, como un tributo a su hijo, compró otro Alfa Romeo Spider y quiso restauralo a la perfección. Pero, como ya les mencioné, esos proyectos ambiciosos de restauración casi siempre terminan en un esqueleto de hierro que se queda sin terminar por décadas.

Con el paso de los años, me contó la señora, a su esposo le dio un derrame cerebral tras el cual comenzó a acumular cosas en la marquesina donde guardaron el Spider rojo. Así fue como se formó la gran muralla casi sólida que impedía el paso hacia el interior del garage.

Las tragedias para esta familia no terminaron ahí. El otro hijo, camionero de profesión, murió en un accidente y luego en el 2008, la hija murió de cáncer. Perdieron a sus tres hijos. Así que este matrimonio anciano al que le ha tocado vivir, tres veces, la peor pesadilla por la que puede pasar cualquier padre o madre, es el custodio de estos dos Alfa Romeo Spiders que estuvieron guardados por 25 años.

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios

comments



identicon

Periodista automotriz, escritor, viajero, road tripper y fanático del metal. Su carrera de más de 20 años lo ha llevado a cubrir eventos en países de Asia, Europa, el Caribe y Latinoamérica, además de gran parte de Estados Unidos y Canadá. Actualmente escribe la sección de autos del semanario de negocios "Caribbean Business", las de autos y viajes del semanario "CB en Español" y de las revistas "Imagen" y "Buena Vida". En radio cubre la industria automotriz en el programa "AutoShow 580" (sábados a las 4:00 p.m. con repetición a la medianoche) por la estación WKAQ de Univisión Radio y los lunes en la mañana conduce las cápsulas informativas "MotorShow" en las estaciones "Estereotempo", "Z-93", "La Nueva 94" y "El Circo de La Mega".


Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.